Una mujer con ambición: una decisión que es solo tuya

Actualizado: 1 de dic de 2020

Nosotras mismas somos capaces de crear las pautas con las que diseñaremos nuestro camino, no necesitamos de la ayuda u opiniones de personas externas ni de las recomendaciones de personas que jamás se han atrevido a seguir sus sueños.


Tú misma eres la influencer, la referencia, la única cuya opinión es realmente valedera e importante. Lo que tú opines sobre ti y sobre lo que quieres hacer en tu vida es lo que realmente importa. Si desde pequeña has sabido lo que quieres: una carrera importante, destacar en lo que haces, lograr ser reconocida por tu trabajo. No importa si tu familia cree que no vas a lograrlo, hazte la pregunta ¿Será que podré hacerlo? ¿Esto es realmente lo que quiero hacer? Y si la respuesta es sí no dudes, no necesitas la aprobación de nadie más.


La opinión de las demás personas también está influenciada por otras personas, por lo tanto, es cambiante, anónima y no debe utilizarse como punto de referencia único para la toma de decisiones.


“No permitas que el ruido de las opiniones de los demás ahoguen tu voz interior”, seas quien seas, tienes virtudes y defectos que solo conoces tú a la perfección, nadie nos conoce tanto como nosotras por lo tanto la que es capaz de tomar las riendas de su vida eres tú y nadie más.


No debemos darle poder sobre nosotras a las personas, ellos pueden equivocarse pero solo nosotras somos quienes tenemos criterios estables sobre lo que somos.


Toma tus propias decisiones, cada vez que decidamos emprender un rumbo distinto hay que preguntarnos ¿Qué quiero yo? ¿En base a que estoy tomando esta decisión? Y decide con tu criterio siempre, tú eres la influencer de tu vida.


Cuando una mujer decide tomar las riendas de su vida, siempre hay cientos que intentarán detenerla.


Si tu sueñas con una carrera poderosa, un trabajo satisfactorio, un salario que te permita vivir con lujos y al mismo tiempo, una familia amorosa y exitosa. “¿Acaso no se puede tener todo?” pregúntate. Si, si lo puedes tener todo, la clave es jamás dejar tu ambición.





Guía para ser ambiciosa y no ser detenida en el intento:


Siempre te van a criticar y tu deber es ignorarlo. Si, puede que sea injusto, pero es la verdad. Tu misión es recordar que el camino que decidas cruzar en tu vida es solamente tuyo. Tus tías, abuelas, amigas y conocidas no vivirán la misma vida que tú. Es tu destino, tú decides el camino.


Abandona por completo las creencias antiguas. Crecimos en una sociedad que cree que la mujer debe dedicarse solo al matrimonio y a los hijos. Si todas pensamos así, jamás vamos a crear un mundo más igualitario. Estudia los consejos que te daban en la infancia y deséchalos si sientes que ya no combinan contigo.


Prepárate todo lo que puedas. Lamentablemente, en este mundo las mujeres de poder deben mostrar todo de lo que son capaces. Estudiar y prepararte te dará las herramientas para callar a todos los que duden de ti.


Rodéate de las personas correctas. Este paso puede ser complejo, sobre todo si tienes muchos amigos de la infancia. Si en medio de una conversación intentan minimizarte o se burlan de tus sueños, ese no es lugar para ti. No tengas miedo de alejarte de personas que no te hacen bien. Es tu vida y tu bienestar.


Organiza tu ambición paso por paso. Para lograr todo lo que quieres, es necesario que hagas una lista organizada de cómo puedes alcanzar cada meta. ¿Quieres primero conseguir un trabajo genial y luego casarte? ¡Planificate! ¿Quieres tener hijos y cuando estén grandes, comenzar una carrera? ¡Hazlo! Es tu vida, tú decides.


Recuerda que solo tú sabes cuáles son tus capacidades. No dejes que las dudas de los demás opaquen tus sueños. Si tu lista de metas es más grande que el Everest, trabaja para conseguirlos. No dejes que los miedos ajenos afecten tus metas.


Tienes derecho y estás hecha para conformarte con nada que no te haga feliz. Solamente tú sabes qué es. No permitas que el miedo te haga quedarte eternamente en el mismo lugar.


Ser arriesgada te hace sentir viva, la vida fue hecha para superar los miedos y disfrutar del camino hacia la felicidad, el cambio es constante, vivimos evolucionando y fuimos hechas para tomar riesgos.


La magia de la vida ocurre cuando te arriesgas, cuando, cuando te retas a ti misma, aprendes nuevas habilidades y te sientes orgullosa de lo que eres y de lo que eres capaz de lograr.


Busca tu pasión, no permitas que el miedo se adueñe de ti y determine como vivirás la vida, se tú la que tome el control de las decisiones.


Tienes todo lo que necesitas, empieza poco a poco, imperfecto y ve evolucionando en el camino, el perfeccionismo es uno de nuestros peores enemigos que siempre esta disfrazado de fortaleza. Está bien hacer las cosas bien, pero nada nunca será perfecto, si esperas el momento indicado no lo harás nunca y luego solo quedará arrepentimiento.


Muchas veces el miedo nos limita a actuar, a dar lo mejor de nosotros y a no entregarnos, siempre estamos esperando un empujón de alguien, pero no, la señal que estabas esperando te está pidiendo a gritos desde hace días que voltees a verla, pero por si estabas esperando una o esperas el momento perfecto ¡Es ahora!


¿Y qué pasa si te dicen que eres muy ambiciosa? Di que SÍ lo eres y disfruta la palabra. Ambición no es más que un deseo constante de siempre estar mejor. Así que admítelo, tómalo como un cumplido.


Gracias por visitar el blog. Hasta la próxima!!


Un abrazo

Wendy

¡OBTEN UN 10% DE DESCUENTO EN TU PRIMER PEDIDO!

Regístrate en mi base de datos para obtener descuentos exclusivos, descargas gratuitas, acceso VIP a nuevos productos, además ... recibe un 10% de descuento directamente en tu bandeja de entrada.

DISEÑA TU FUTURO

  • Instagram - Círculo Blanco
  • LinkedIn - círculo blanco